martes, 29 de octubre de 2013

PAN MUERTO



Con este nombre nunca me imagine que podía estar tan sumamente rico el resultado. Cuando vimos la propuesta de este mes de Bake the World pensamos que teníamos que probar a hacerla aunque fuéramos fatal de tiempo que lo vamos.

El resultado nos gusto muchísimo, un pan dulce, con un toque a naranja de los de morirte, muy suave. No nos quedo perfecto pero la próxima vez quedará mejor, porque la habrá os la aseguro.

Mil gracias a Directo al Paladar por su receta, es un fácil y éxito seguro.

Ingredientes:

  • 250 gramos de harina de fuerza.
  • 50 gramos de mantequilla.
  • Un sobre de levadura de panadería.
  • 1 cucharadita de sal.
  • 65 g de azúcar.
  • 1 huevo grande.
  • 60 gramos de leche.
  • Ralladura de una naranja.
  •  Para pintar el pan utilizaremos, 1 huevo y azúcar.

Preparación:

Colocamos en un bol todos los ingredientes secos, harina, levadura, sal, azúcar, y añadimos el huevo y la leche, comenzamos a amasar, y nos quedará una masa bastante consistente. No os preocupéis que es el momento de añadir la mantequilla poco a poco y seguir amasando hasta que os quede una masa delicada y un poco pegajosa.
La dejaremos reposar hasta que duplique su tamaño, por lo menos, 45 minutos, en un lugar sin corrientes de aire y tapado con paño.

Una vez que haya subido la masa, la desgasificamos, y hacemos el pan. Para ello cogemos 2/3 de la masa y hacemos una bola redonda.  Luego la parte que nos ha quedado la dividimos por la mitad y hacemos una «especie de huesos» que colocaremos encima cruzados como si fuera una calavera. Pintaremos con huevo y echaremos abundante azúcar por encima.

Introducimos en el horno precalentado a 180 grados durante al menos 40 minutos.


Dejamos reposar y enfriar y con un café espectacular resultado.

lunes, 14 de octubre de 2013

RAPE AL HORNO




El pescado a la plancha o simplemente rebozado no es uno de mis platos favoritos, me lo como, e incluso pensaré que está rico pero no lo haré para un domingo festivo. Sin embargo todo cambia cuando el pescado se hace al horno, y más todavía cuando es rape. El pescado, que junto con el emperador, menos pescado parece. Aquí el sabor de los frutos secos y las gambas hace que quede absolutamente perfecto (bueno, al menos a nosotros nos gusta mucho).

Ingredientes (el caldo de pescado):


  •      Las raspas y media cabeza del rape.
  •      Las cabezas y cascarones de las gambas.
  •      2 zanahorias.
  •      1 cebolla.
  •      1 puerro.
  •      1 cucharada de Aceite de Oliva Virgen Extra.
  •      500 mililitros de agua.

Ingredientes (4 personas):

  •      2 lomos de rape.
  •      20 gambas grandes.
  •      50 gramos de almendras.
  •      2 rebanadas de pan.
  •      1 ajo.
  •      3 patatas grandes.
  •      2 cebollas de Fuentes.
  •      1 cucharadita de pimentón dulce.
  •      2 cucharadas de harina.
  •      400 mililitros de caldo de pescado.
  •      150 mililitros de vino blanco.
  •      Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE).
  •      Sal.
  •      Pimienta.

Preparación:

Caldo de Pescado:

Lo primero que hacemos es preparar el caldo de pescado. Recordad que siempre partimos de agua del tiempo, nunca de agua caliente. Colocamos la cucharada de AOVE y cuando comience a calentar echamos las cabezas de las gambas y las cascaras. Dejamos que se sofrían un poco, incluso podemos machacarlas un poco con una cuchara de palo, y antes de que se tuesten, echamos las raspas, las verduras y el agua. 

Queremos un caldo compacto, concentrado con sabor, por eso no añadimos más agua. Dejamos que cueza 15 minutos y apagamos. 

Los caldos de pescado no deben de cocer mucho tiempo. Si durante la cocción sale espuma, retirarla.

Pescado:

Lo primero de todo es cortar los lomos de pescado en trozos, a ser posible todos de un tamaño similar, salpimentamos. En una bolsa de congelar pondremos la harina, y pondremos todo el pescado, damos unas vueltas y nos quedará perfectamente enharinado.

En una sartén bastante amplia, se ponen como unas tres cucharadas de AOVE, y se fríe el pescado, no debe quedar hecho del todo, solo sellado, por lo que lo tenéis unos dos minutos no más tiempo.
Se saca a un plato hondo, y se reserva.

En la misma sartén freiremos las patatas y la cebolla, con abundante AOVE, y a baja temperatura, queremos que se confite, que se hagan pero que no cojan color. En tiempo será como unos 20 minutos y en mi placa al 4 de temperatura.

Hecha la patata, la escurrimos muy bien, y la colocamos en una fuente que pueda ir al horno. Sobre ella ponemos los trozos de rape.

Salsa:

En una sartén no muy grande ponemos dos cucharadas del aceite que ha sobrado de freír las patatas con cebolla, y freímos el ajo y el pan. Deben quedan con color pero no quemados sino ese sabor pasaría al asado. 

En cuanto estén, se machacan en un mortero con las almendras, y cuando estén bien picados se añade el vino blanco y un poco de caldo de pescado, y se vierte todo sobre el pescado con las patatas y las cebollas. 

Colocamos las gambas sobre el pescado, con un poquito de sal sobre ellas, y metemos al horno, que habremos precalentado a 170 grados anteriormente.

Tendremos en el horno unos 10 minutos, e iremos añadiendo caldo de pescado conforme sea necesario.

Servir inmediatamente.

(La foto como podéis ver no la ha hecho mi otra parte contratante, no estaba y yo tengo mucha menos paciencia, pero os aseguro que estaba riquísimo)

Recomendaciones:

1. Si los gambones o las gambas os gustan menos hechas añadirlas cuando haya pasado unos 5 minutos, así quedarán más al punto.

2. No tiréis el aceite de hacer las patatas y la cebolla es un aceite limpio que se puede reutilizar tranquilamente.

miércoles, 9 de octubre de 2013

ENSALADA CON UVA GARNACHA Y REDUCCIÓN DE VINO TINTO


Participar en el Recetario Mañoso siempre es una experiencia y además si la anfitriona de este mes es Isabel del blog «LasDelicias de Isabel» todavía más. Sin embargo, este mes me ha costado pensar la receta porque las uvas y en concreto, la uva de garnacha no suelo utilizarla mucho para cocinar.
Al final la idea nos la dió el nuevo cocinero del Canal Cocina Nicola, aunque la receta no se parece en nada a lo que el hizo pero se nos encendió la bombilla.  

Ingredientes:

·         Lechuga romana.
·         Bolsa de lechugas variadas.
·         Tomatitos cherry.
·         Quesitos Burgo de Arias ( o quesos frescos ).
·         Nueces peladas.
·         Bonito en Aceite de Oliva Virgen Extra.
·         Uva garnacha.
·         ½ vaso de vino tinto joven.
·         3 cucharaditas de azúcar.
·         Aceite de Oliva Virgen Extra.
·         Sal.
·         Pimienta.

Preparación: 

En una bandeja amplia colocaremos primero la lechuga romana cortada en juliana muy fina. Encima pondremos las lechugas variadas, los tomatitos abiertos por la mitad, los quesitos, las nueces y el bonito bien escurrido.
Echamos el AOVE a la ensalada y salamos, si nos gusta le ponemos un poquito de pimienta. 
Colocamos en una sartén amplia una cucharada sopera de AOVE, y echamos la uvas, y en cuanto comiencen a cambiar el color ( un minuto ) añadimos el vino tinto y el azúcar y dejamos que reduzca poco a poco. Debe quedar como un sirope.
Ponemos las uvas encima de la ensalada y terminamos de aliñar con el sirope o reducción de vino tinto, el resto lo servimos en un vasito por si algún comensal se quiere poner más salsita.
De verdad que surgió de la nada y que nos encantó, probadla, quedaréis de vicio si alguien acude a vuestra casa a comer o cenar.

domingo, 6 de octubre de 2013

PASTEL DE CALABACIN ENVUELTO EN PASTA PHILO




Una nueva receta de las de disfrutar, ya sea en caliente o en frío, de cualquier manera está buenísimo y es muy socorrido para una reunión de amigos. El crujiente de la pasta le da un punto perfecto a la tarta salada.

Ingredientes para tres personas:

  • 1 manojos de cebolletas.
  • 25 gr de arroz.
  • 90 ml de caldo vegetal o de pollo.
  • 400 gr de calabacín.
  • perejil picado.
  • menta picada.
  • 2 huevos batidos.
  • 100 gr de queso feta.
  • sal y pimienta.
  • 50 gr mantequilla.
  • 200 gr pasta filo.
  •  2 cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE).


Preparación:

Poner en una cazuela el aceite a calentar y rehogar la cebolleta unos cinco minutos. Seguidamente agregar el arroz y rehogar un minuto removiendo para que se mezcle bien con el aceite y la cebolla.

Añadir el caldo y cocer el arroz a fuego lento durante quince minutos o bien hasta que haya absorbido el caldo, la textura será de arroz «al dente». Añadir el calabacín que previamente habremos cortado en cuadritos  y puesto a escurrir. Remover bien con el arroz y sacar del fuego y dejar enfriar.

Añadir el perejil y la menta picados (en su caso) y los huevos batidos. Repartir el queso desmenuzado y salpimentar al gusto. Mezclar bien todos los ingredientes.

Derretir la mantequilla y untar una fuente refractaria (de 30 x 20 cm) con la mantequilla. Partir las láminas de pasta filo por la mitad del ancho. Forrar la base de la fuente con la lámina de pasta filo y pintarla con la mantequilla derretida. Repetir esta operación con la mitad de las láminas de pasta filo.

Repartir la mezcla de calabacín sobre la pasta y cubrir con el resto de láminas untando cada una de ellas en mantequilla. Meter los bordes hacia adentro de la fuente. Marcar ocho porciones con un cuchillo afilado.

Hornear el pastel en el horno precalentado a 190 grados, unos treinta y cinco minutos hasta que la superficie adquiera tono dorado. Tomar caliente, tibia o fría.

Fuente: Libro de Cocina Griega: 

Recomendaciones:

1. La pasta filo es muy delicada sobre todo en el horno, se puede quemar fácilmente por ello, hay dos opciones para protegerla, o bien se pone una hoja de pasta filo nueva por encima y a mitad de cocción se quita o cuando lleve unos 20 minutos en el horno se protege con papel de aluminio.

2. Tened cuidado con la sal, acordaros que el queso feta es salado y puede quedar muy salado el conjunto del relleno.

3. A mi no me gusta mucho el sabor de las hierbas en este plato, por eso pongo en su caso, elegid al gusto el condimento.


domingo, 8 de septiembre de 2013

ENSALADA DE NUECES Y PERA, CON ALIÑO DE LIMÓN Y MIEL



Las ensaladas son un alivio para las noches en que no tienes muchas ganas de cocinar porque llegas supercansanda, sin embargo, se agradecen que sean un poco diferentes. Nosotros las probamos todas, nos gustan y con cualquier acompañamiento suponen la cena perfecta.

Esta ensalada lleva miel, pero que no se asusten los que no son muy amantes de ella, solo es un toque y no se nota nada (os lo digo yo que no como mucha miel.)

Ingredientes (para dos personas):

  • Lechuga de roble (o cualquier otra que os apetezca).
  • 3 filetes finos de bacon.
  • 12 medias nueces.
  • 1 pera (que este durita).
  • El zumo de ½ limón.

Ingredientes para el aliño:

  • 1 cucharadita de sal.
  • 1 cucharadita de miel.
  • 2 cucharadas soperas de zumo de limón.
  • 4 cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra.

Preparación:

En una sartén amplia hacemos el bacón a la plancha, debe de quedar muy crujiente, lo sacamos sobre papel absorbente y lo dejamos que enfrié.

En la misma sartén salteamos las nueces, tened cuidado llevan mucho aceite y se queman enseguida.

Pelamos la pera, la cortamos a tiras, y la rociamos con el zumo de ½ limón para que no se oxide. 

Montaje del plato:

La lechuga, encima el bacón cortado a trocitos, las nueces y en un ladito la pera (al comerla la cortamos a trocitos pero para la presentación queda muy bien así)

Aliñamos con la mezcla anterior, si tenéis un biberón en el mismo ponéis todos los ingredientes y lo agitáis, y sino en un vaso batiendo con un tenedor. La aliñáis y se sirve inmediatamente.

jueves, 5 de septiembre de 2013

POLLO AL LIMÓN Y LA MIEL



Pollo asado, la gran comida para un domingo, nos encanta, y está vez mirando una revista decidimos hacerlo de un modo un poco diferente, pero muy rico y sobre todo muy sencillo y con un gran resultado.  

Ingredientes (para dos personas):

·         2 muslos de pollo.
·         2 patatas medianas.
·         25 gramos de mantequilla.
·         2 limones (el zumo de los dos y la ralladura de uno de ellos).
·         4 cucharaditas pequeñas de miel.
·         Tomillo o romero para aromatizar.
·         Sal.
·         Pimienta.

Preparación:

Precalentamos el horno a 200 grados por arriba y por abajo.
Lo primero que tenemos que hacer es la mantequilla aromatizada, para ello la ponemos en un cazo y cuando empiece a disolverse añadimos el zumo de limón, en el momento en que la mantequilla comience a hervir ponemos la miel poco a poco. Es necesario que se disuelva bien la miel, añadimos el tomillo y ya tenemos lista la salsa.

En una fuente de horno que untaremos previamente con mantequilla, colocaremos las patatas cortadas con un grosor de medio centímetro que salaremos previamente. Luego ponemos los muslos de pollo salpimentados. Echaremos parte de la mantequilla aromatizada por encima del pollo y las patatas y metemos al horno.
Cada horno es un mundo, yo os pongo el tiempo que cuesta en el mío pero cada uno es diferente, metemos durante 20 minutos, sacamos regamos con el propio caldo, y damos la vuelta al pollo, lo tendremos 10 minutos más, sacamos regamos con el caldo, y damos la vuelta al pollo, otros 10 minutos más. Apagamos el horno, sacamos el pollo damos la vuelta, añadimos la ralladura del limón y dejamos dentro del mismo unos 5 minutos. Es decir, en mi horno con 45 minutos está hecho pero lo dicho hay que mirarlo. 

Recomendaciones:

1. Los muslos puede sustituirse por una alitas de pollo, solo que en ese caso habrá que recortar el tiempo de cocción en el horno.
2. La miel que utilizamos era de flores pero queda muy rica con cualquiera, eso sí que sea de buena calidad.
3. A nosotros nos gusta con mucho limón y mucha salsa pero cada uno que lo adapte a su gusto.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...